"Cuando Jean-Luc Godard quiso rodar una película de ciencia-ficción, rodó Lemmy contra Alphaville, que como no podía ser de otro modo, resultó ser otra cosa, una película de amor (como todas las de aquellos años, con Anna Karina), un policiaco, con Eddie Constantine en el papel de Lemmy Caution, una película sobre un futuro sin emociones, es decir sobre el peor de los mundos posibles. Poco antes estuvo Bande à part, en la que sus protagonistas (o lo que quedaba de ellos) partían hacia sitios mejores, como seguramente Lemmy y Natacha. Tras ellos llegaría Pierrot le fou, y la constatación de que la vida está en otra parte (y Anna Karina, también), y definitivamente ya no habrá más huídas, sólo utopías de andar por casa. Pero esa es otra historia…"

Videomontaje para Détour, fragmento extraído de su cuaderno de apuntes. No se podía haber explicado mejor. El artículo, aquí.