Escultura de Bryan Christiansen, el cazador de trofeos.