Qué maravilla oir el inglés cantado tan hermosamente bien...
¿se puede ser más bella que Sibylle Baier?